Spreading Fashion Innovation, Captivating People

dia del libro

Leer cura : La literatura como remedio de todos los males.

Leer nos hace más empáticos, y felices.

Para quienes nos hemos automedicado con literatura toda nuestra vida, no nos sorprende que leer libros sea bueno para la salud mental. Y en momentos de crisis es adónde escapamos en busca de aventura, cura a nuestros males, o respuesta a nuestras preguntas.

Artículo por Nieves Pereyra 

Los uruguayos nos jactamos de ser un pueblo que lee.

Nuestra biblioteca nacional, orgullo celeste si los hay, cumple 204 años éste 26 de mayo, y tenemos más librerías per cápita que el resto de ciudades de Latinoamérica exceptuando Buenos Aires, que es la ciudad con más librerías per cápita, del mundo. 

Nos sentimos cultos, y hacemos alarde de ello. Los números parecen darnos la razón: durante el reciente aislamiento social voluntario impuesto por el gobierno. Las ventas de libros se dispararon a pesar del cierre físico de las librerías, y los clubes de lectura online surgieron, fortaleciendo en muchos casos a los presenciales ya existentes.  

dia del libro

La literatura a simple vista parece no tener utilidad, pero la ciencia ha demostrado que sí la tiene. Leer ficción, una actividad de placer y ocio para muchos, posee un valor social mayúsculo: nos hace más empáticos, mejores escuchas y más tolerantes. 

La literatura de ficción nos acerca desde temprana edad a nuestros miedos, y también nos enseña cómo enfrentar y compartir nuestros problemas cotidianos. Solo basta con preguntar a cualquier milenial que haya crecido teniendo a Harry Potter como su saga preferida. 

Finalmente, la ciencia confirma que Borges tenía razón en eso de que somos lo que leemos, y nuestro cerebro se transforma literalmente a través de los textos que introducimos a nuestra mente. 

Desde los años 90s, el descubrimiento de las llamadas neuronas espejo ha demostrado que las   neuronas se activan en nuestros cerebros tanto cuando realizamos una acción nosotros mismos, como cuando vemos una acción realizada por otra persona. O,  leemos sobre ella. 

Escáneres cerebrales han mostrado que cuando las personas leen sobre una experiencia, muestran estimulación dentro de las mismas regiones neurológicas que al pasar por esa experiencia. 

Brain Connectivity”, publicó hace unos años que se observaron efectos duraderos en el lóbulo temporal y otras estructuras ligadas al lenguaje en personas que leyeron algunas novelas. Otro estudio sugiere que leer fomenta la neurogénesis o la sinaptogénesis: o sea,   nuevas  neuronas    y  nuevas conexiones. Pero no solo de experiencias vive la relación literatura- hombre: Un estudio reveló un incremento en la capacidad de sentir empatía, esa emoción eminentemente humana, luego de leer ciertas novelas.

dia del libro

La literatura nos convierte en mejores personas. No lo dicen los escritores para vender más libros, lo dice la ciencia. 

Los  humanos volvemos a la literatura una y otra vez en busca de respuestas, y consuelo. 

En los 2 meses que pareció detenerse el tiempo en el mundo actual, las personas, lectores ávidos o no, se volcaron a la lectura como una forma de encontrarse, y recuperar también, eso que el aislamiento les estaba quitando. En encuestas alrededor del mundo, casi la mitad de la gente joven – 18 a 24 años – informó estar leyendo más en cuarentena que lo que leían anteriormente.  La mayoría citaba la lectura como una forma de relajación, escapismo, o distracción,  en tiempos difíciles. 

dia del libro

Los clásicos ganaban estas encuestas por goleada, y no es casual: Muchos de los retos más apremiantes de nuestro tiempo se tienen que resolver de manera colectiva y solidaria: Corona virus, desastres naturales, crisis migratorias mundiales , etc . La empatía y la solidaridad son, para muchos antropólogos, virtudes endémicas de nuestra especie, pero a veces necesitamos un estimulo externo para recordarlo. Y la gran literatura, incluso la escrita hace miles de años, tiene las lecciones a aprender  para los lectores del presente. 

dia del libro

Nombren lo que sea, todo ya fue contado y discutidos en los clásicos.  Alimentar el sentimiento  colectivo de empatía por medio de la lectura no parece entonces tan descabellado: “Quizás carezcamos de lazos de sangre / Pero la literatura es nuestro padre adoptivo”. Ya lo dijo en el siglo IX un poeta sirio, al que confieso jamás leí, llamado Abu Tammam. 

Ahora bien, si no tenemos ganas de salvar al mundo o unirnos en un gran abrazo colectivo, de todas formas la lectura es figurita ganadora, siempre. Además de hacernos tratar mejor a las demás personas, leer tiene otros beneficios de tipo personal:  pone al cerebro en un estado de trance muy similar a la meditación y trae para la salud los mismos beneficios de la relajación profunda. 

dia del libro

Quienes leen duermen mejor, tienen menos estrés, mayor autoestima y tasas más bajas de depresión según un artículo de “The New Yorker” que cita a la autora Jeanette Winterson, quien afirma que:  «La ficción y la poesía son dosis, medicinas.  Lo que curan es la ruptura que la realidad hace en la imaginación».

Hay posturas que van más allá, y proponen la lectura como la medicina a todos los males. 

De hecho no es un concepto nuevo, los antiguos griegos ya utilizaban la biblioterapia, el término usado hoy en día para la antigua práctica de alentar la lectura para lograr un efecto terapéutico. 

dia del libro

En la actualidad la biblioterapia abarca muchos frentes, desde cursos de literatura para presos hasta círculos de lectura para personas mayores que padecen demencia. 

Uno de los países precursores de esta terapia es Inglaterra, quien comenzó a implementar la misma con los soldados que volvían de la 1era guerra mundial. 

Hoy día la  biblioterapia es una especialización académica en este país, y de forma privada puede contratarse fácilmente una sesión con un terapeuta. 

¿Sus 2 especialistas más famosas?. Berthoud y Elderkin las autoras de “Manual de remedios literarios” para quienes, en su visión, la ficción es más fuerte que los libros de autoayuda. 

Este manual de 2013, a la venta en Uruguay y que no he leído completo aún, se encuentra escrito al estilo de un diccionario médico y combina dolencias con 

curas de lectura sugeridas : Contra el miedo a la muerte Gabriel García Márquez y «Cien años de soledad». Contra la cobardía, Harper Lee y su Atticus Finch. Contra el miedo al compromiso, el Nobel portugués José Saramago y su «Ensayo sobre la ceguera». Para el dolor de muelas, «Anna Karenina», de Tolstói (¿Será por esto que ni a Rori Gilmore ni a mi nos duelen jamás las muelas?). 

dia del libro

Por supuesto que para cuando te sentís un poco tonto, la cura es leer “El idiota” de Dostoievski. Para todo parece haber remedio en este volumen. También según éste manual, debería ser inmune a un montón de cosas más, que el dolor de muelas.  Tendré que investigar a fondo. 

Esta terapia, popular y “normal” entre los anglosajones puede abarcar tanto sesiones individuales , como grupales para lectores que han abandonado el hábito y desean reencontrarse con él.  

Y en ese punto,  en nuestro país no tendremos biblioterapia, pero sí muchas formas de acceder a la lectura. Algunas totalmente gratuitas.

dia del libro

Más allá de la biblioteca nacional que celebramos el 26 de mayo de cada año con el “Dia Nacional del Libro”, las bibliotecas barriales, la sede del INJU y varios centros culturales , ofician de nudo social y captación de lectores, así como sede de varios clubes de lectura unificados bajo la “Red Nacional de Clubes de Lectura”. 

El uruguayo lleva la bandera de pueblo lector con orgullo, y cuando puede, lo demuestra. Sin ir más lejos, en las redes sociales los clubes de lectura , como les comentábamos al principio,  se multiplicaron en cuarentena de forma exponencial y los existentes  tuvieron que reinventarse online, porque suspender las reuniones no era opción . 

Como nos contaba Joanna Peluffo, una de las fundadoras de la Red Nacional de Clubes de Lectura: “Los clubes de lectura presenciales en tiempo de COVID-19 no peligran, se renuevan y se fortalecen. Para los miembros activos, son un bálsamo en épocas de desánimo y falta de sociabilidad. Para quienes son ajenos a esta práctica colectiva, funciona como una invitación a acercarse desde lo virtual a redescubrir la lectura como entretenimiento y disfrute de forma colectiva.  

La digitalización de los encuentros presenciales representa uno de los principales desafíos. Adaptarse a una nueva forma de vincularse desde la virtualidad requiere contar con los medios y con la familiaridad con plataformas que faciliten el intercambio fluido entre los participantes y otras que aseguren el acceso a los textos.”

Red Nacional de clubes de lectura

Visiten sus redes para enterarse de las fechas y las actividades planificadas: Ya están las de  Junio. 

Por otra parte, en nuestro país habrá terminado el aislamiento pero aún hay tiempo de ponerse al día con la lectura. 

#MayodeLectura es el hastagh de la campaña para promover la lectura en el denominado mes del libro, de Biblioteca País junto al Plan Nacional de Lectura. 

La propuesta, mediante videos en sus redes llenos de caras famosas, busca que los “usuarios país” (Todos aquellos que bajen la app y estén registrados con su documento en la misma) recomienden en sus redes sociales un libro y nominen a 2 personas más de sus contactos, a hacerlo. 

Biblioteca País 

Pique literario: Si no les molesta leer en el móvil, “Biblioteca País” tiene un catálogo de literatura nacional extenso y al día, así como también las últimas novedades internacionales. 

Si están buscando entonces, mejorar su calidad de vida, curar algún mal que los aqueje o simplemente conectar empáticamente con el mundo, ya saben: leer es la respuesta a todo. No en vano, Borges escribió: «Qué otros se jacten de las páginas que han escrito; a mí me enorgullecen las que he leído». 

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

*

Últimos de Instagram

Ir a Arriba