Spreading Fashion Innovation, Captivating People

Octubre, el mes rosa

en Lifestyle

Desde hace unos años, octubre es el mes rosa de nuestro almanaque. El día 19 se celebra la Lucha Contra el Cáncer de Mama a nivel internacional, convirtiendo este mes en el de la victoria femenina por excelencia. Victoria, sí, porque a pesar de las altas tasas de mortalidad, es el cáncer que más se trata y tiene los porcentajes de supervivencia más altos. ¿Por qué? Porque nosotras logramos visibilizarlo, hacerlo parte de nuestra vida y condición de mujeres, y ocuparnos de él de forma saludable e integral.

Lamentablemente, los varones no se tocan los testículos tanto como nosotras las “lolas”, y eso chicas, es algo que tenemos y debemos festejar. No que los varones no hayan aprendido aún que deben hacerlo: ¡chicos, por favor, toquense! Sino porque como dijo la directora de Oncología del Clínicas, Dra. Lucia Delgado, en el marco del cierre de la campaña del año pasado, la prevención del cáncer de mama es el triunfo de las redes de mujeres unidas, trabajando en conjunto por nuestra salud. Festejemos eso, ¿si? Chin, chin.

Sofía Vergara para Stella McCartney

Octubre es un mes sensible. ¿Quién no tiene un caso cercano que no haya pasado por esta porquería de enfermedad? Nos bombardean con el lazo rosa, con el yogurt que dona, con las alcancías en las cadenas de tiendas… Cientos de campañas, algunas que sentimos cercanas, como puede ser la preciosidad y el buen gusto que pone Stella McCartney siempre en el tema, pues recordemos que su madre Linda falleció a causa de cáncer de mama, y para honrarla, Stella saca todos los años una línea de lencería de la que dona todo a la investigación de la enfermedad. Este año, tenemos como protagonista a Sofia Vergara, una sobreviviente de cáncer de tiroides que se marca conciencia no solo en fotos si no en spots alentando a las mujeres al auto chequeo.

Y les cuento también que amé la campaña de Estee Lauder en Italia alentado a la autodetección, pero incluyendo varones. Chiques: ¿sabían que los varones pueden tener cáncer de mama? Ellos también deben controlarse, y por qué no, recibir ayuda de sus parejas para el autochequeo. ¡No todo tiene que ser un mazazo! Con esto del autochequeo, la podemos pasar bomba. ¡Les tiro el dato!

Campaña Estee Lauder

Acá tenemos la suerte de contar con la campaña anual de Montevideo Shopping, “Sentirnos bien es el mejor comienzo”, que este  año además se focalizó en el rol del acompañante. Ese rol poco visibilizado, pero tan necesario principalmente para personas que a veces no están acompañadas como deberían. Yo tuve la suerte de estarlo,  y permítanme hacer un paréntesis para agradecer a mi madre y mis tíos que durante año y pico se levantaban temprano para llevarme y esperarme en mis sesiones de quimio. Y también a TODES los que me acompañaron en este camino que me tocó transitar: ser  una enferma, y ahora sobreviviente, joven.

Hace unos años,  mientras estaba en una clase de spinning comencé a sentir una molestia en la axila al moverme. Había visto tutoriales de autoexámenes de mama así que me lo hice y sentí un bultito. Era joven, era delgada, hacía deporte y plus: vegetariana. Tanto mi ginecólogo como la mamografía que me hicieron dijeron que no era nada y me quedé tranquila. Pero el bultito seguía. Y un día, al hacerme el autoexamen, noté que había crecido. Ese fue el comienzo de una historia que ahora, a casi dos años sin tratamiento, estaría teniendo un final feliz.

Mis oncólogas, Lucia Delgado y Cecilia Castillo, mi cirujano, Pablo Putti, y quien me acompaña en los controles, Estela Corrazo, hicieron que todo saliera bien así que no puedo más que agradecer el compromiso y la calidad humana de todos quienes me atendieron, desde mis médicos hasta las enfermeras de piso y el equipo del hospital de día a cargo de Silvana Fenocchi, que son unos ángeles en la tierra. Pero finalmente la que me salvé la vida fui yo. Al tocarme, al insistir con que algo estaba mal. Nunca puedo remarcar demasiado en esto, porque un  diagnostico de cáncer de mama agresivo, no hormonal, nadie se lo espera en sus treinta. Ni siquiera los médicos que te atienden. Por eso mujeres, toquensé. Quieransé mucho, mucho. Nadie mejor que nosotras  para saber lo que está mal en nuestros cuerpos.

Campaña Ponerle el Pecho

Luego de este paréntesis, retomamos tema campañas ya que del otro lado del charco hubo una bautizada “Ponerle el pecho”, en el que la consigna era sacarse una foto y quitarse la mama para en su lugar poner una cicatriz. Les soy sincera: no me pareció muy feliz. Y de hecho les escribí al Instagram de la cuenta (aunque nunca me contestaron). No me parece que la mejor forma de visibilizar sea desde lo estético y desde el miedo. Cáncer de mama no es igual a mastectomía. Y si es así, hay reconstrucción. Está dentro del plan de salud. El BPS en Uruguay cubre la prótesis y hay un montón de cirujanos plásticos excelentes. No hay que asustarse. ¿Quedan cicatrices? Obvio que sí, pero si nos ponemos siliconas para aumentarnos el pecho por estética también. No les voy a mentir, no es un paseo en carroza, es una enfermedad de m***, pero  como digo siempre, tampoco la pavada.

Y otro tema no menor, siguiendo con lo estético, es que en nuestro país contamos además con un área de salud mental de primera línea, especializada en la materia, que nos acompaña en el proceso. Eso es importante saberlo porque las cicatrices no son solo corporales y es importante trabajar acompañados. Beso a mi psicóloga Danielle Restano, a quien conocí gracias a esta enfermedad y con quien sigo trabajando en mi misma hasta el día de hoy. No todo es feo, uno conoce gente maravillosa. Parece una pancarta de agradecimiento personal este artículo, pero como escribo en primera persona, necesito mandar estos reconocimientos virtuales, sepan disculpar.

Es verdad que Uruguay tiene las tasas más altas de la región, sin embargo, también tiene los porcentajes más altos en políticas de prevención, diagnóstico y tratamiento. Nunca voy a olvidar las palabras de mi oncóloga en la primera consulta: “antes que nada, te quiero decir que lo que te voy a indicar es el tratamiento que por protocolo se utiliza en Estados Unidos. Te lo digo por si pensás que ir a tratarte al exterior es mejor. ¿Querés ir? Andá. Pero te van a hacer exactamente lo mismo que voy a indicar yo, acá”. Y así fue.

A todas nos puede pasar, aunque no todas las historias tienen que ser con finales tristes. Y si hay algo con lo que quiero dejar a quienes estén leyendo, es con eso. Y con esta foto hermosa de lo que fue el cierre de campaña el año pasado. Abrazo fuerte a quienes perdieron algún ser querido y aliento a todas a tocarnos, a querernos, a informarnos. ¡Prevenir es la tendencia!

Por más información: Fundación Clarita Berenbau / Mama mia

 

Artículo por Nieves Pereyra – Coach de Estilo

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Últimos de Lifestyle

Ir a Arriba