Spreading Fashion Innovation, Captivating People

La casa de revista, ¿fantasía o realidad?

en Lifestyle

¿Quién no imaginó alguna vez en su vida, tener una casa como las que aparecen en las revistas? Ver la armonía de los ambientes, la combinación de colores, el estilismo de  los muebles y la pulcritud de hasta los rincones más difíciles de mantener, es realmente envidiable. Sin embargo, al parecer esas casas perfectas son tan solo una puesta en escena inimaginable de mantener en nuestra vida cotidiana, pues un hogar es el reflejo de la la familia que lo habita.

Para entender más de este tema hablamos con la diseñadora de interiores y arquitecta en Estudio Buo, Cecilia Machado Giacri, quien nos contó que muchas veces se ve en la difícil posición de comunicarle a sus clientes que la casa ideal no es la de las revistas. “A esas casas que se ven en las revistas les falta calidez humana porque los ambientes son despojados de todo rastro de personalidad.“ Pero para qué seguir con preámbulos, le damos la palabra a nuestra asesora, ¡que es la verdadera entendida de este tema!

interiorismo


El interiorismo se trata de integrar los objetos de valor de cada persona como si fuese una obra de arte. Muchas veces quienes quieren “los interiores de revista” (con todos los paramentos blancos y despojados) caen en contradicción al pedir un sector para colocar aquellos elementos que no quieren que sean vistos. A su vez muchas veces pasa de ver una foto reportaje en alguna revista, y luego ir de visita,  y encontrar que muchos de sus objetos fueron removidos o escondidos para las fotos. Todo esto genera dudas: si a la revista le había parecido interesante la casa, ¿por qué quiere cambiar esa esencia que la distingue y la hace tan singular?

La realidad es que todo está dispuesto con el objetivo de vender, entonces bien, ¿cómo podemos evitar caer en espacios que no son compatibles con nosotros? Para ayudarlos en esto les presentamos el siguiente cuestionario que sirve como guía:

  • ¿Les gusta recibir visitas? ¿En qué lugar de la casa?
  • ¿Cuál habitación de la casa es la elegida para pasar en familia? ¿Podemos utilizarla todos a la vez de manera confortable?
  • ¿Suelen cocinar seguido o compran la comida hecha?
  • ¿Se come en el comedor/cocina o la mesa ratona también es una aliada?
  • ¿Los dormitorios se utilizan solo para dormir o también se trabaja allí?
  • ¿Tienen un estilo de vida ordenado o son más de dejar las cosas tiradas?
  • ¿Trabajan desde casa? En caso que sí, ¿dónde realizan sus actividades?

Cada pregunta tiene su función particular a la hora de conocer al cliente, y este cuestionario es el puntapié inicial para una conversación sumamente enriquecedora. A raíz de estas preguntas, surgen otras nuevas más específicas vinculadas a la iluminación, los colores y los gustos particulares, además de los hijos y las las mascotas, entre otros temas. Por ejemplo, la primera pregunta es vital para definir dónde poner el ojo a la hora de diseñar el interior que más se va a ver de la casa; mientras que la tercera es fundamental para elegir el mobiliario de un living (si a una persona que le gusta dejar las cosas tiradas le generamos un diseño con muchas superficies de apoyo, al poco tiempo el living va a ser su closet).

interiorismo

A esas casas que se ven en las revistas les falta calidez humana porque los ambientes son despojados de todo rastro de personalidad.

Como verán todas las preguntas tienen su fundamento y son de mucha ayuda a la hora de configurar un “hogar a medida”. También es interesante ver como cada familia es un mundo, ya que si hacemos el experimento de alojar a dos familias en casas idénticas, seguramente, a los pocos días obtengamos como resultado dos hogares totalmente distintos. Y es que la impronta personal de cada grupo deja su huella.  Hoy en día, existen una enormidad de fabricantes de mobiliario a medida que nos permiten generar lo deseado a través de la experiencia de habitar de las personas, pero esta práctica no es la más utilizada ya que requiere mucho más esfuerzo e innumerables reuniones. Sin embargo, créanme que el resultado final es sumamente gratificante.

interiorismo

Entonces, sin lugar a dudas, el verdadero secreto está en analizar qué características nos distinguen como familia para pensar la configuración del hogar como una consecuencia de nuestro estilo de vida. Solo así viviremos a gusto en una casa que nos resulta funcional y hermosa a la vez. Los invitamos a recorrer cada una de las habitaciones con la idea de sacar el máximo provecho posible, y después… ¡manos a la obra!

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Últimos de Lifestyle

Ir a Arriba